De picnic urbano saludable

Pequeña Luisa: “picnic urbano” donde desconectar, saborear, disfrutar del arte y la cultura.

Tras una semana laboral muy intensa necesitaba desconectar para dar paso al fin de semana, y hacer una parada, antes de culminar con los últimos trabajos del mes y del año 2013. Para ello elegí Pequeña Luisa, con la curiosidad de conocer el concepto y espacio de “picnic urbano“, recientemente abierto en la ciudad de Alicante. Imaginaba un lugar preparado con mucho mimo, con frescura y arte, sabiendo que su puesta en marcha viene de Sómnica Bernabeu. Y entre toques de naturaleza, como no podía ser de otra forma, allí nos encontramos ambas.

Entrada Pequeña Luisa bascu

Pequeña Luisa quiere que te sientas a gusto, rodeado de arte, en un lugar donde desconectar, disfrutar una cena especial, la luz de una acuarela, comer junto a un árbol, donde hablar de lo que te gusta, y encontrar lo que buscas. Y es que selecciona exposiciones de artistas que trabajan distintos formatos, y dispone de una agenda cultural con variedad de actividades:

  • Tardes de lunes proyección de ópera para los melómanos clásicos. A partir de las 20 horas, acompañada de una cena saludable o una infusión.
  • Tardes de martes club de lectura. A partir de las 20 horas en su buhardilla independiente.
  • Mañanas de sábados talleres creativos para dar rienda a la imaginación y creatividad: cerámica, fotografía, acuarela, confitería, etc.

Quiche de puerro y baicon bascu

En este picnic urbano puedes tomarte un café o infusión (de entre muchos tipos), desayunar, merendar, comer exquisitos y saludables menús diarios, o cenar. La oferta gastronómica es muy variada y cuidada, con productos locales de primera calidad, y platos saludables que le diferencian de la oferta del entorno. Podrás encontrarles en la céntrica calle París, nº 1. Te recomiendo visites su página de facebook para informarte de sus actividades y del menú diario.

Tarta de zanahoria bascu

Las personas exitosas son aquellas que logran aquello que otras piensan que es imposible. Haber compartido aula con Sómnica a los 14 años, como compañeras de pupitre y de buenos momentos, me lleva a recordar a esa joven sonriente, especial por su nombre peculiar y especial por su encanto como persona. Su riqueza artística deja huella en su nuevo proyecto, y abre un espacio gastronómico-cultural de aires nórdicos europeos, que seguro será un éxito. Mis mejores deseos.

María Hernández Bascuñana
www.bascuñana.net

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s